viernes, 25 de julio de 2008

TANO GARCIA PAGE



Arriba Tano el primero por la dcha, Pilar iglesias, una servidora, Asterio sorribes, Robin Costa detrás y Marian Ramentoll,Victor Gómez Ferrer, Fran Costa y mi querida Concha Vidal, Julio Obeso y Sandra.
Eran tiempos de alegría y de proyectos.



La primera vez que vi a Tano fue en Alicante a raíz de un encuentro para lo formación de uno de los primeros grupos de Poesiapura que se crearon. El grupo se llamaba Mediterraneo 9 y poco después se fue al garete por circunstancias totalmente ajenas a la poesía.
Ese día y a pesar de que estaba muy triste porque había sido expulsada del foro días antes ( acusada de plagio por poner unos versos de Jorge Lemoine y Bossart en mi ventana – Jorge escribiendo es inconfundible y todo el mundo sabía que no era mi intención plagiarle sino reivindicar su poesía- pero… ) viajé hasta Alicante para verlos y sentirme parte del grupo. No fue así y me sentí fatal.
Suelo huir cuando las circunstancias sobre todo emocionales me superan y ese día huí y me fui al hotel descorazonada.
Las cosas mejoraron después en el gran encuentro de Valencia.

Después he visto a Tano muchas veces y cualquiera que lo conozca sabe que es un tipo cordial, muy vital, buen conversador y simpático que habla hasta con los ojos, sobre todo con los ojos que son las ventanas del alma. A la gente hay que mirarla a los ojos siempre para tener un mapa casi perfecto de su persona.
Es el mejor “bolo” que conozco: Es de Toledo.

Tano es un buen sonetista y reivindica el soneto clásico con su buen hacer. Un ejemplo:




Alba y gloria.

Un profundo dolor llaga mi aurora
y encadena mi verbo enamorado;
por dolerme, me duele hasta el pecado
de soñarte en mis brazos pecadora.
Tristemente me aflige en esta hora
el hechizo vivido en el pasado.
Lo que soñé vivir ya lo he soñado;
lo que esperé soñar lo vivo ahora.
No soy cumbre de fama cincelada
ni de triunfos cumplida trayectoria
ni victoria en el tiempo señalada;
sólo quiero en el alba de tu historia
ser la historia del alba enamorada
y en tu beso de amor ser alba y gloria.


Otras veces, las menos, escribe verso libre. A mí me parece que lo hace muy bien pero dice que no se siente tan cómodo.
Me ha dedicado un poema que le agradezco mucho porque creo que no hay nada mejor que sentirse apreciado por aquellos a los que aprecias.
Me dice:

RETRATO.
A nuestra querida amiga y poeta Amparo Fernández Del Campo Merino “Bleti”, con admiración y cariño.



Nace tu expresión de la sonrisa leve
-hornacina y altar de madreperlas claras-
que enfatiza los labios con que besas,
del celeste balcón de tu mirar frondoso,
que proyecta su luz en rectilíneo encuentro,
de tu palabra franca y su decir preciso.
No hay vanidades mansas en tu caudal de tiempo.

Tano García-Page.


Ante expresiones de afecto como estas hay que dar gracias a los dioses por tener amigos.

1 comentario:

francisco javier costa lópez dijo...

Querida Amparo:

Que buenos tiempos aquellos: fraternidad y ratos inolvidables regresan a mi mente, y no puedo evitar emocionarme, pues daría lo que me pidieran por volver a vernos y disfrutar de nuestros corazones poetas, aparcando las rencillas, que nunca tuvieron que pasar y que dieron al traste con algo maravilloso.

Aprovecho para felicitarte por tu blog, excelente, y decirte, que con tu permiso, he incluido un link a tu página en mi blog.

Recibe todo mi cariño y todos los besos que sean necesarios.

Siempre tuyo
Francisco Javier