sábado, 31 de enero de 2009

SIN NINGUN MIEDO

Esta montaña blanca que encalo cada día
me da derecho a vistas pagadas de antemano.

El vértigo acaricia las puntas de mis dedos
y empiezo a disfrutar de la experiencia.
No importa que me aceche algún milano
si me pongo el disfraz de paloma bravía.

Los únicos peligros que sopeso
son que me queme soles por no llevar sombrilla,
que escape algún recuerdo rodando cuesta abajo
o no devuelva el eco el miedo de mi voz .

Mientras, sin ningún miedo

voy dando fe del aire que inspiro a borbotones,
constato que los sueños tienen su precio justo.
y pago con el riesgo este gusto que tengo
sentándome en los bordes con las piernas colgando.

La muerte por despeño es una buena muerte
es todo un privilegio cuando hay nieve de fondo.

3 comentarios:

azote rojo dijo...

Una obra maestra de la poesía.Tu mejor poesía sin lugar a dudas.Vente paca que esta lloviendo to el rato y seguro que no te abrasas .Odio este clima tan poco evolucionado.Buscame novia a ver si también me abraso con ella.Saludos a Victor Vergara

Bletisa dijo...

Eras mi mayor admirador pun, el único capaz de llamar obra maestra a cosas como esta. Yo a cambio te promociono lo mejor que sé.
No cierres por derribo y si cierras véndeme tu espacio.
Te busco novia para que te abraces y abrases con ella,,,,,vale, lo haré en contra de mis principios más arraigados.
No dejes de evolucionar ¿vale?

Calimero Calimero dijo...

¡Salta! Abajo encontrarás compañía. ¡Y tal vez te agrade! Piensa que, fundida la nive, aparecerá el verde-esperanza, y estaremos en primavera.
Muy buen conjunto de ideas y palabras.
Un saludo