viernes, 8 de octubre de 2010

Poema



Yo también me moría.


Y me moría a medias, sin morirme del todo

como se muere siempre

si un miedo te atraganta

dejándote sin aire y sin nadie siquiera

capaz de hacerte un Heimlich

como último recurso.

Ahora ya no me muero,

he aprendido el silencio

de todos los teléfonos,

de todas las esquinas de mi cuerpo

y a dibujar con lápiz las haches de la horas

poniéndole matices

que tú jamás tuviste en las pupilas.

13 comentarios:

Kable dijo...

HOLA GUAPETONA PERDONA MI INCULTURA PERO QUE O QUIEN ES HEIMLICH
UN BESAZO GUAPIS

Jose Zúñiga dijo...

Se puede odiar a medias, pero no es posible querer con medio amor, guapetona.

Ignacio dijo...

Nosotros lo llamábamos el abrazo del oso. Y sí, te salva y te estruja, que es lo que se necesita a veces.
Pero morir, morimos siempre, a poquitos, en las haches y en los cuerpos.
Un poema que grita y duele.

Besos de colores.

estrella dijo...

Buenas noches Bletisa!!
Siempre morimos un poco,cada vez..por miedo,por un desprecio,por una palabra fuera de lugar,por un mal gesto,por esperar lo que no se espera,por querer y no poder..

Un fuerte abrazo Ble!!

María Socorro Luis dijo...

Un poema precioso Bleti. Y no me digas que soy generosa, que si no lo sintiera así, no te lo diría, puedes estar segura.

Y queremos más.

Muxus.

José Baena dijo...

Me has hecho sacar una media sonrisa amarga; he disfrutado mucho con este poema: las maniobras salvadoras, las haches matizadas y las muertes a medias. Coincido con Soco, quiero más!

Bletisa dijo...

Me refiero a la maniobra de Heinlich, Ka. Esa de "desatragantar" al personal cuando se está asfixiando por algún objeto en las vías respiratorias.
Besos, hermoso.

Bletisa dijo...

¿Ah no? ¿estás seguro de eso honorable maestro?
Ahora si que pareces un maestro oriental, guapetón.

Bletisa dijo...

Que no duele Ignacio. Si es pura liberación el gritito.

Abrazos apretaditos.

Bletisa dijo...

Es verdad Estrella, todo el día muriéndonos por todo.
Bueno, la suerte es que nos parecemos a los gatos con nuestras muchas vidas a cuestas.

Gracias y un beso para tí.

Bletisa dijo...

Lo eres sin duda alguna Socorro, mucho pero te lo agradezco.
Besos.

Bletisa dijo...

Gracias José.
Conviene dejar de aspirar las haches y matizarlas (como tú dices) bien matizadas.
Las muertes a medias, están bien así.
Ys os castigaré con alguno más.
De momento os he puesto una canción preciooooooooosa, arriba ajajajaa. ;)

Julio dijo...

Me he quedado atrapado en la escritura de las haches de las horas y en todo el poema, cargado de variedad y vibrante de ritmo y sensibilidad. Muy bueno.
Salud.