sábado, 10 de julio de 2010

Un poema.

De que nos serviría convencer

a ese montón de huesos
de que fueron algún día un armazón,
sostén, progreso,
columnas de aquel templo
que adoramos.

Pasamos por encima como Atilas
con la mirada puesta
en otros horizontes apenas dibujados.
Perdimos perspectiva y hasta el eje
que hace girar los cuerpos.

Tan solo un par de fotos
nos llaman  al recuerdo.
Ya todo es color sepia y apagado.
Y para no inquietarnos
carece hasta de voz.

Ni siquiera una urna nos contiene
aunque insistamos.

11 comentarios:

Meri Pas Blanquer dijo...

Los huesos lo saben, añoran aquel templo, pero también saben que la carne se lleva la peor parte.
Las médulas seguirán laméntandose, pero de su ornamento no queda nada.

Jose Zúñiga dijo...

Nuestros pobres huesos tienen para rto, Ble. Mientras no dobleguemos la cabeza y el ánimo, seguirán, doloridos, dando guerra.

nuria dijo...

intensos los dos últimos versos....

Marian Raméntol Serratosa dijo...

En ese final se reume la mayor de las verdades, Bleti...

Un abrazo
Marian

María Socorro Luis dijo...

"Tan solo un par de fotos
nos llaman al recuerdo"...

Qué absurda la vida...

Un abrazo

Jacarero dijo...

Los huesos aun dan para un caldo. Pasé por aqui el viernes. Lo senti. Gracias.

urbanoyhumano dijo...

Sobrado Ble.
Lleno de contenido y verdad.
Esa perspectiva.. cegatos andamos como mínimo la mitad de nuestras vidas.

Un abrazo.

Bletisa dijo...

No sé, los míos están cansadísimos.
Y lo peor de todo es que no son solamente los huesos.

Gracias Mari Pas, Zú, Nuria, Marian, Soco, Beatriz.

Jaca, los nuestros sin duda alguna.
Me acuerdo muchas veces de ti
¿Por qué será?

víctor (el gato estepario) dijo...

Bueno, poco que decirte, Bleti. Me gusta mucho el poema. Has descrito y transmitido muy bien esa sensación de cansancio vital.

Si te atrapó, espero que logres zafarte pronto. Yo con mis tíbias todavía pienso darles en la cabeza a más de uno cuando me pongan acostadito, jeje.

BESICOS (el gato desde arrriba del tejado ve todo lo que pasa abajo :)

Blog A dijo...

Pues que bonito y.... no sé, te da como ganas de arrebujarte en el sillón y descansar un rato.

Carmen dijo...

Me sigue gustando mucho tu manera de decir, poetaaa.

Un beso,

Carmen