sábado, 6 de noviembre de 2010

Llorar haciendo el pino.



A veces conviene hacer el pino

poniéndonos los ojos a la altura de los pies

y los pies de los ojos

y ver todas las cosas del revés.

Doblar bien las rodillas

por ver si incluso así

podemos mantener el equilibrio.

Tratar de que las lagrimas no rueden frente arriba

mojándonos el pelo

en menos de un segundo.

Ver si pueden rodar contra natura

en recorridos largos y calientes a fin de que se sequen

antes de tocar fondo.

Os juro

que os pueden sorprender las sensaciones.

9 comentarios:

Concha Vidal dijo...

¡ Je ! Este es delos míos, comprenderás que me encanta, claro.
Muaks.

Concha dixit.

estrella dijo...

Hola Bletisa!!
Misión imposible,no sé hacer el pino,nunca supe y me daba una rabia en el colegio,cuando veía hacerlo a las demás niñas..

Un beso,¿te sirve la voltereta hacia delante?jajaja.
Precioso poema,de verdad.

EL GATO ESTEPARIO -víctor- dijo...

Lo probaré. Me encanta probar todo lo nuevo.
Lo que pasa con esta manera es que no se recoge las lágrimas con los labios. Y a mí me gusta el sabor de las lágrimas.
Ya te contaré, pues yo lloro a diario, normalmente con motivos.

MIAUUU

jorge dijo...

Oido en una peli :

¿Eres rubia natural?

Digamos que si estuviera haciendo el pino seria morena y tendria un aliento genial.

Si que parece que hacer el pino da otra vision de la jugada.

Bletisa dijo...

¿Sabes hacer el pino? ¿Y llorar haciendo el pino?
Yo si sé y cómo ves lo documentado. Esa de la foto soy yo segundos antes de empezar a llorar a mares.
Toy guapi ¿eh? y con leotardos de cuello alto para que Jorge no vea si soy rubia natural jejeje.

Bletisa dijo...

Pues nunca es tarde Estrella pero si te da miedo pues nada, llora cabeza arriba pero no es lo msimo te lo aseguro.
La voltereta serviría pero no da tiempo a llorar mucho rato.

Muaccc.

Bletisa dijo...

Están saladitas como las aceitunas, casi igual de ricas.

¿Por qué lloras Gato?
Anda no llores, ven que te rasco un poco las orejas.

Bletisa dijo...

Es que en las pelis preguntan cada cosa más gorrina, uys.

Si se hace con leotardos o bragotas de cuello alto no hay tonos que valgan. Además Jorge, que es un poema triste hombre de Dios.
¡Estos señores son incorregibles!

jorge dijo...

Mujer!!

La pregunta no era nada gorrina.

La respuesta quizá. Pero original y atrevida, seguro.

Ante la tristeza, romper la cadena, en busca de sonrisas.

¡¡Ah!! Y si se hace el pino, se hace...con todas las consecuencias.